En los próximos meses, y en la medida que la pandemia se mantenga controlada, se debería observar una tendencia a subir el consumo para acercarse a valores similares o superiores a 2019.

Uno de los primeros signos en los que se vio reflejada la llegada de la pandemia al país en la industria eléctrica, fue en la caída de la demanda. Entre los meses de abril y agosto la demanda cayó 2,2% promedio en comparación a los mismos meses del año pasado, acentuándose en julio, cuando la cifra cayó 4,3% interanual.

Pero el mes pasado se cortó la tendencia, pues se vio un alza de 0,8% -según el informe preliminar del Coordinador Eléctrico-, lo que se traduce en el primer dato positivo desde abril.

Esto se debe al reinicio de las actividades, siendo, por lo tanto, un buen anticipador del desempeño de la economía. “Durante los últimos meses se ha visto una recuperación en los niveles de demanda de rubros de la economía como la intermediación financiera, la industria manufacturera, la agricultura y la ganadería”, sostuvo el director de Spec, Carlos Suazo.

Respecto a la primera quincena de octubre, desde el Coordinador Eléctrico informaron que se observó una baja del consumo eléctrico en torno a 0,7%, respecto del mismo mes del año 2019. “Todo lo cual, mostraría una tendencia de acercamiento hacia niveles de demanda más normales”, destacaron.

¿Tendencia?

El principal factor de la caída de la demanda durante la pandemia fue que diversas industrias dejaron de operar por el confinamiento. “Respecto de los próximos meses y en la medida que la pandemia se mantenga controlada y las comunas avancen hacia Fase 5 del plan Paso a Paso, se debería observar una tendencia a aumentar los consumos de electricidad, para acercarse a valores similares o superiores a los de 2019”, aseguraron desde el Coordinador Eléctrico.

En tanto, el gerente general de Valgesta Energía, Ramón Galaz, manifestó que no es posible asegurar que esta tendencia se mantenga en los próximos meses, dado que eso depende de cómo evolucione la crisis sanitaria. “Si no se dan rebrotes que impliquen retroceder a condiciones más restrictivas de movilidad, es posible esperar que la demanda eléctrica siga recuperándose”, dijo.

En esa línea, el director ejecutivo de Ecom Energía, Sebastián Novoa, señaló que “en general, lo esperable es un estancamiento tendiente a un aumento gradual del consumo”.

Mayor demanda

La demanda es uno de los principales indicadores del sector y de ella dependen diversos indicadores. El director de Spec, indicó que la demanda de energía es una de las tantas variables que determinan la dinámica de precios de corto plazo del sistema. “En términos simples: a mayor demanda, mayores costos marginales”.

Sebastián Novoa, director ejecutivo de Ecom Energía, en tanto, dijo que la relevancia de la demanda tiene muchas aristas. Por ejemplo, muchos proyectos de energía renovable licitados para cubrir la demanda regulada tienen expectativa de ingreso al sistema dentro del período ahora afectado por la incertidumbre, ya sea política o generada por el Covid.

“Esta energía venía a cubrir una demanda que hoy no está, al ser así, presionará los precios libres tornando aún más competitivo este mercado”, dijo.

Fuente: LA TERCERA